Translate!!

KOBAYASHI-SAN CHI NO MAID DRAGON | Reseña

6
KOBAYASHI-SAN CHI NO MAID DRAGON | Reseña

Si llegas a ver algún punto verde sobre el cielo, o quizá una ráfaga de viento te aviente hacia atrás, no te alarmes, quizá estás viendo a una maid volando de regreso a casa, quizá estés viendo a Tohru, la peculiar sirvienta dragón de Kobayashi San...

Kobayashi-san chi no Maid Dragon


|Kyoto Animation|2017|
|12 Episodios|TV|
|Comedia, Fantasía, slice of Life|




Kobayashi es una oficinista común y corriente que lleva una vida aburrida y solitaria en su pequeño departamento, hasta que un día, le salva la vida a una dragona en peligro. La dragona, llamada Tohru, tiene la habilidad de transformarse mágicamente en una adorable chica humana (aunque con cuernos y una larga cola), que hará cualquier cosa para devolverle el favor a Kobayashi, incluso proclamarse a sí misma como su sirvienta. Viviendo junto a una persistente pero amorosa dragona como compañera de piso, la vida normal de Kobayashi está a punto de irse al garete...


Kobayashi-san chi no Maid Dragon es una producción del afamado (y recientemente resurgido) estudio Kyoto Animation (aka KyoAni) el cual fue lanzado en 2017 contando con 12 episodios. La serie es la adaptación del trabajo original de Cool-kyou Shinja, un mangaka bastante peculiar por sus gustos. En cuanto al resto de staff, la dirección estuvo a cargo de Yasuhiro Takemoto (Amagi Brilliant Park, The Disappearence of Haruhi Suzumiya), mientras que el guion fue de Yuka Yamada (Black Butler, Non no Biyori) y Youta Tsuruoka (Afro Samurai, Arakawa under The Bridge) fungió como director de sonido, finalmente, Mikiko Watanabe (Amagi Brilliant Park, Violet Evergarden) estuvo al frente de la dirección de arte; prácticamente varios pesos pesados del estudio...

La serie nos narra la vida de Kobayashi-san, una oficinista soltera cuya vida es por decir lo menos, bastante monótona y aburrida. Sin embargo, esto cambiará cuando, tras una noche de copas y varias malas decisiones, Kobayashi rescate a una dragona en peligro, terminando con un intercambio de copas entre ambas y una oferta por parte de Kobayashi: Invitar a la chica dragón a vivir con ella. Y esto no tendría porque ser más que un recuerdo tonto tipico de noche de copas si no fuera porque al otro día, Kobayashi se encuentra con una chica vestida de maid frente a su puerta; y peor aún, porque la chica resulta ser Tohru, la dragón a la cual salvo e invito a vivir con ella, siendo así que de buenas a primeras, Tohru esta decidida a mudarse con Kobayashi y convertirse en su fiel, digna (y enamorada) sirvienta dragón personal, con cola y todo...


Dragon Maid a tu servicio!

Es así que el eje sobre el cual girara la serie será la nueva convivencia entre Kobayashi y su (no deseada) sirvienta dragón, así como a la forma en que esta irá acostumbrándose a las formas humanas. Y es que ver a Tohru siendo "humana" es bastante divertido gracias a sus caras, a sus intentos por imitar y sobre todo a los malentendidos entre lo que cree que esta bien y lo que no (como la cola de dragón) sin olvidar claro, su tremendamente obvio afecto hacia su nueva "jefa", siendo una apuesta arriesgada el presentar una pareja así tan abiertamente (acierto total). Y kobayashi no la tendrá mucho más fácil porque de pasar a tener una vida bastante simple y tranquila (aburrida) ahora sus días estarán dedicados a lidiar y aleccionar a Tohru en las artes de comportarse bien y al mismo tiempo de aprender de esta y su alegre sentido de la vida, siendo que poco a poco, ambas van cambiando como personas y posteriormente, como familia, gracias a la inclusión de la pequeña dragón Kanna chan.

Un hogar extrañamente reconfortante...

Porque es precisamente con la llegada de Kanna que la vida de nuestras protagonistas comienza a cambiar más rápidamente pues posterior a ella se encuentra con la "sobre saliente" dragona prehispánica Lucoa y su pequeño anfitrión Shota; y a ellas se suman el "temible" dragón y gamer Fafnir y su rommie y compañero de Kobayashi, Makoto. Y por si no fuera poco, también llega Elma, otra dragona a la cual le encanta la comida. En fin que poco a poco la casa de Kobayashi comienza a ser el punto de encuentro para todas estás personas, volviéndose una pequeña familia draconiana... Y así, de manera simple pero efectiva, la serie nos presenta su verdadera esencia: La familia. Porque diferencias aparte, lo que sobresale del resto es que a todos ellos los une un silencioso afecto, siendo que personalidades tan dispares como Makoto y Fafnir aprenden a convivir y a aceptarse los unos a los otros. Y nuestra familia "principal" es el mejor ejemplo porque de a poco Kobayashi se acostumbra a despertar con los buenos días de Tohru, o a despedir a Kanna para el colegio y son esos pequeños momentos tan cotidianos lo más dulce y efectivo de la serie.

Con todo lo anterior, no es de extrañar que Kobayashi-san tenga pocos puntos débiles (quizá porque no desea ser tan profunda) siendo que personajes como Lucoa o Riko (la amiga de Kanna) pueden llegara tener escenas bastante repetitivas, fuera de lugar y por ende molestas para el espectador. Más allá de dicho fanservice, la serie cumple bastante bien lo que ofrece sin complicarse de más.

Respecto al trabajo técnico de la serie, podemos estar seguros de un alto nivel de animación (como todo lo que hace este estudio). Cortesía de Miku Kadowaki, estamos ante personajes bien definidos y que logran diferenciarse los unos a los otros de manera fácil, ya sea por su vestimenta o rasgos físicos tanto en su forma humana como siendo dragones, teniendo bastante fluidez de movimientos. Respecto a Kobayashi ella también tiene variedad de expresiones, las cuales logran imprimir el sentimiento exacto a cada situación, haciendo su papel de humana conviviendo con dragones algo natural y creíble. Caso aparte merece Kanna, porque, pues Kanna es un rayo de luz... En cuanto a sus escenarios, si bien son lugares genericos, el detalle continua presente y su colorida paleta va acorde al ritmo alegre de la obra.

KOBAYASHI-SAN CHI NO MAID DRAGON | Reseña

Ya entrando en el aspecto sonoro, la serie cuenta con bastante variedad de temas, tanto instrumentales como los vocales, siendo en su mayoría tonadas alegres y que impulsan los momentos y ridiculeces en pantalla, aunque hay uno que otro que evoca más nostalgia. Los temas principales son el OP "Aozora no Rhapsody" cortesía de la banda J-pop fhána mientras que el ED es el tema "Ishukan Communication" cantado por las seiyū de la serie. El primero es bastante alegre y desparpajado (aunque el visual no tiene mucho sentido) mientras que el ED logra dar un adecuado cierre a cada episodio.



Para aquellos que somos asiduos a los trabajos de KyoAni (o al menos nos gusta su estilo) Kobayashi san es un soplo de aire fresco gracias a esa candidez y desfachatez que nos muestra. Teniendo una historia que es poco menos que un sinsentido, pero llenándola de corazón, un adecuado trabajo técnico, unos personajes bastante fáciles de querer y una situación loca tras otra, Kobayashi-san y su maid dragón es una de las mejores (y más divertidas) historias de KyoAni en tiempos recientes, y todo gracias a sus aladas criaturas...







Tal vez te interesen estas entradas

6 comentarios

  1. Oh genial que la hayas reseñado, imagino que será preparación para su inminente S2.
    Sólo tengo buenos recuerdos para Kobayashi, la cuál terminaría siendo la última obra del gran legado de Takemoto.
    Ya en la secuela lo acreditaron como director, sería su ultima obra.

    Y muy especial que lo haga con una obra tan cálida como Kobayashi, la mejor ejemplificación de toda su trayectoria.

    Que ganas de volver a ver más de todas las dragonas.

    Buena reseña, saludos :)

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Hola!
      Sí, tal como dices el que Takemoto se "despida" con algo como Kobayashi es digno de mención y de seguimiento por parte de KyoAni. Y ya con los mini cortos aquí y la S2 en un mes, pues era más que obligada la reseña.

      Ojala esta S2 mantenga el nivel y la esencia que captura en la primera!

      Muchas gracias por leer y pasarte a comentar,
      Saludos como siempre Napo!

      Borrar
  2. Recuerdo que la devore, nada más estuvo terminada y la verdad es que guardo muy buenos recuerdos de la serie por el ambiente tan comfy que se gasta, es evidente que las hay mejores, pero como slice of life, para mi esta muy alta, junto con yuru camp.

    Y sí, hay ciertos personajes que están muy supeditados a los estereotipos más habituales en el anime y sobre todo al trabajo previo del mangaka, que por mucho que sea una adaptación, se nota su predisposición por ciertos típicos de "waifus".

    En fin, gran reseña Jules, a ver que tal rinde la nueva temporada, que le tengo también ganas y servirá de excusa para rever esta gran serie.

    Un saludo ^^

    ResponderBorrar
    Respuestas
    1. Hola!
      Tal como dices, Kobayashi es de esas raras veces en que KyoAni va más a lo cómodo y le sale bien. Y sí, ya es algo inevitable el tener diseños de personajes al gusto del autor y viendo lo de Iruru para esta nueva temp, no faltara la polémica cada semana así que... meh, a disfrutarla y como dices, buen momento para verse de nuevo la 1er temp.

      Gracias por pasarte a leer y por comentar,
      Saludos Spiegel!

      Borrar